Bruno es un rapero africano de 20 años que, desde Huesca, hace hip hop en español y francés, y que funde la estética hardcore con sus raíces africanas. Su proyecto, uno de los más interesantes y prometedores de la escena rapera oscense, surgió en el Art Lab.

El esfuerzo de Bruno es admirable. Su disciplina y relación con la música le llevaron a grabar el año pasado su primera maqueta bajo el alias Sniffer. La tituló Alma Secreta y fue radiada en Burkina Faso, su país de origen.

Además, Bruno se lanzó a escribir, dirigir y montar su primer videoclip. Se trata de Les filles d’aujourd’hui, uno de los diez cortes que componen Alma Secreta.

  →